Cono piroclástico de Hverfjall
Edificio volcánico casi perfecto, testigo de una erupción de hace 2700 años



El cono de Hverfjall, desde la orilla oriental del lago Mývatn.


Thordarson, T. & Hoskuldsson, A. (2002): "Iceland. Classic Geology in Europe 3". Terra Publishing,  Hertfordshire, Inglaterra.


 

Introducción

Hverfjall ("la montaña cráter") es un cono de tobas casi perfectamente circular originado en una erupción hidromagmática que tuvo lugar en el antiguo lago Mývatn hace unos 2700 años. El cono se originó en la fase principal de los llamados Fuegos de Hverfjall, siendo la mayor estructura de una fisura de dos km de longitud. Mide de 90 a 150 m de altura y su diámetro es de unos 1000 m. Está formado por muchas capas de tefra que buzan 15º-35º en todas direcciones desde el cráter. Estas capas se formaron de dos maneras: como materiales de caída de la columna eruptiva y como oleadas piroclásticas transportadas por nubes volcánicas con movimiento centrífugo.


Panorámica del cráter Hverfjall desde el W. Versión de 1874 x 400 px y 200 kB.

Fuera del cono, la lluvia de piroclastos fue más intensa hacia el S y NE, pero las oleadas se dispersaron de modo bastante homogéneo desde el edificio. Al N de Hverfjall pueden observarse excelentes afloramientos de tefra que contienen una alternancia de depósitos de materiales de oleada y de caída. Algunas oleadas eran bastante húmedas, ya que sus depósitos aparecen aplastados, capa tras capa, sobre troncos de árboles desplomados por el peso de la tefra. Otras oleadas eran más calientes y secas, de flujo más veloz, por lo que formaron dunas y laminación cruzada, llegando a desplazarse más de tres km desde el foco emisor.


Panorámica del cráter Hverfjall desde el E.  Versión de 3085 x 400 px y 200 kB.

Jarðbaðshólar es el grupo de los conos más septentrionales y de mayor tamaño (40 m de altura) de una fisura volcánica de dos km de longitud, situada inmediatamente al N de Hverfjall. Esta fisura produjo las lavas cordadas y lavas cordadas escoriáceas que cubren el territorio que va de las fisuras hasta las costas orientales del lago. En las últimas etapas eruptivas, la lava salió del cono septentrional en un canal que recorrió casi la mitad del camino hasta el lago. Al emerger del canal, se formó Vogahraun, el campo de lava escoriácea situado al E de Vogar. La lava del Jarðbaðshólar ocupa una superficie de 8 km2 y un volumen de 0,05 km3. Su erupción tuvo lugar poco después de que cesara toda actividad en el Hverfjall y representa un episodio separado de los Fuegos de Hverfjall.

Conos de Jarðbaðshólar, al N del Hverfjall. Por detrás, de izquierda a derecha corre la cresta de Námafjall.
Conos de Jarðbaðshólar, al N del Hverfjall. Por detrás, de izquierda a derecha corre la cresta de Námafjall.

 

Panorámica de las fisuras (flechas amarillas) y coladas (flechas rojas) al E del Hverfjall.
Panorámica de las fisuras (flechas amarillas) y coladas (flechas rojas) al E del Hverfjall.

 

Bloque de tamaño métrico en el borde del cráter Hverfjall.
Bloque de tamaño métrico en el borde del cráter Hverfjall.


 

Glosario

Columna eruptiva Chorro vertical de gases y piroclastos muy finos expulsados por el volcán que puede alcanzar hasta 45 km de altura.
Erupción hidromagmática Erupción volcánica en la que existe interacción del magma con el agua, bien sea de origen freático, glaciar, marino, etc.
Escorias Fragmentos de lava porosos e irregulares, producidos por proyecciones aéreas o en el límite inferior o superior de una colada.
Lava cordada Tipo de lava pahoehoe cuya superficie aparece arrugada asemejándose a un conjunto de cuerdas.
Lava pahoehoe Lava básica de corteza lisa que presenta lóbulos y arrugas, debido a que ésta es arrastrada o removida cuando todavía es plástica por la masa líquida que sigue fluyendo bajo la superficie.
Oleadas piroclásticas Nubes turbulentas de gases y piroclastos finos proyectadas por el volcán, que se desplazan sobre el suelo a gran velocidad.
Piroclastos Materiales volcánicos fragmentarios originados por la actividad eruptiva explosiva.
Tefra Piroclastos no cementados.
Tobas Piroclastos cementados o térmicamente soldados.